Escapar de la rutina

desguaces4x4.eu

A veces, después de unas jornadas interminables de trabajo, acabo pensando que me encantaría poder escaparme un rato de todo, de la gente, del ambiente, de los problemas, de todo lo que hace que los días sean estresantes y largos. La verdad es que no podemos hacerlo porque no nos lo proponemos, porque ya os digo que si sabemos planificar la semana podemos sacar tiempo para nosotros.

Cuando salí del trabajo el viernes ya tenía hecha una pequeña maleta con lo necesario para el fin de semana, el depósito del cuatro por cuatro lleno y unas ganas locas de llegar a la casita en el valle, una pequeña casa rural en la que había encontrado una habitación casi de milagro. Me encaminé con mucho gusto por las carreteras hasta llegar al punto que me indicaba el GPS. Por el camino fui notando mucho calor y me di cuenta de que el aire acondicionado estaba estropeado, algo le pasaba que no refrescaba lo suficiente como para permitir una conducción cómoda.

Por suerte llegué enseguida y pude desconectar rápidamente de todo. Dos días de soledad y tranquilidad en el campo. En la casa rural había una pareja pasando el fin de semana y un señor mayor que se suponía había llegado hasta allí para poder terminar un libro que estaba escribiendo. Yo solo quería descansar, pasar unos momentos de silencio y soledad y allí lo iba a conseguir.

El fin de semana pasó casi tan rápido como llegó, y tuve que regresar a casa. El lunes me dispuse a arreglar el problema con el aire acondicionad, ya está a punto de acabar el verano, pero aun así es conveniente que esté en buenas condiciones. Busqué en internet un desguaces4x4 porque estaba segura de que era cosa de poco y así fue, mi padre, un tipo genial pudo arreglarlo sin ningún problema. La verdad es que me costó muy poquito y la falta que hace el aire acondicionado en un coche es mucha. Nunca viajéis en pleno mes de agosto sin aire acondicionado en e coche, es un verdadero infierno, llegas al destino como recién salido de una sauna o después de hacer algunas horas de deporte. Además con ese calor en habitáculo del vehículo provoca somnolencia y puedes causar un accidente porque tu conducción no es al cien por cien. Asegúrate de que todo funciona correctamente cuando vayas a salir en coche.